Las campañas de Google Shopping, en Google Ads, son una de las herramientas más importantes para los que trabajan para un comercio electrónico. En esta guía te contamos las principales ventajas y cómo empezar a utilizar la plataforma para sacarle todo el provecho

Tiendas online y Google Shopping

¿Cómo funciona una campaña de Google Shopping?

Empecemos con la pregunta más importante: ¿cómo funciona Google Shopping? ¿Cómo es que los productos de mis competidores aparecen en Google (y no sólo) con imágenes, nombres y precios, cuando un usuario hace una búsqueda concreta?

La idea es muy simple. Primero, un comercio electrónico genera lo que se llama «product feed» (volveremos a eso más tarde). Un archivo, en esencia, que contiene toda la información útil para describir los productos que ese comercio electrónico vende. Este es el punto de partida.

Este feed se transmite al Google Merchant Center. Esta es una plataforma de Google que recoge y organiza el feed de tu producto y lo pone a disposición de Google Ads.

Los anuncios de Google se conectan al Mechant Center, para que la plataforma de publicidad pueda recibir e interactuar con los datos de sus productos.

En Google Ads, finalmente, puedes crear una campaña de Google Shopping que utiliza el feed de productos, entregando anuncios dinámicos a los usuarios de internet.

De hecho, la plataforma utilizará los datos del producto disponibles en Google Merchant Center (títulos, descripciones, URL, y más) para entender qué anuncios mostrar a los usuarios y para qué búsquedas concretas.

Crear campañas de Google Shopping

Los anuncios estarán disponibles para diferentes lugares, incluyendo la pestaña de compras en la búsqueda de Google, por encima de los resultados de búsqueda orgánica o en Google Imágenes. De nuevo, en los sitios asociados de búsqueda de Google y la red de visualización o display (GDN).

¿Suena complicado? Probablemente lo sea, pero sólo al principio.

El hecho es que Google parece querer mantener la gestión de datos de productos separada de la creación de campañas en la plataforma publicitaria, introduciendo así un «eslabón más en la cadena» con Google Merchant Center.

Esta separación resulta muy funcional porque permite centrarse, por un lado en la limpieza de los feeds y el estado de aprobación de los productos y, por otro lado, en los anuncios de Google, en la creación y optimización de las campañas de Google Shopping.

¿Cuáles son las ventajas de Google Shopping?

Si alguna vez ha hecho una búsqueda en Google de un producto específico (haz una prueba por ejemplo, con «tabletas para niños») tendrá una vaga idea de las ventajas de estar presente en las subastas con una campaña de Google Shopping.

En primer lugar, los anuncios de compras están orientados a un solo producto, que es seleccionado por la plataforma para responder mejor a la necesidad expresada por la consulta
La consulta suele utilizarse para indicar una búsqueda que el usuario hace mediante el buscador.  Si busco «bicicletas de montaña de carbono», los anuncios de las campañas de compras devuelven la imagen, el título, el precio, el nombre del comercio electrónico y otra información relevante como las estrellas o las referencias de envío gratuito. ¡No está nada mal!

Estos anuncios, si se hace clic en ellos, te llevan directamente a la página del producto mostrado, donde el botón «añadir al carrito» le espera con impaciencia y los brazos abiertos.

Los anuncios de shopping se muestran arriba o al lado de los anuncios de búsqueda y en cierto modo son un complemento natural de los mismos.

contenidos esenciales de un buen e-commerce

Si una campaña de búsqueda es esencial para que te encuentren las búsquedas en cualquier parte del embudo y requiere una cierta cantidad de tiempo y conocimientos en la creación de anuncios (y una cuidadosa elección de las opciones de concordancia), una campaña de shopping actúa en (casi) completa autonomía. Si tiene un producto listado y un usuario hace una búsqueda relevante, se le mostrará un anuncio específico.

Con una campaña en Google Shopping, buscamos usuarios de perfil alto y una clarísima intención de compra, ya que son capaces de describir el producto que están buscando en detalle.

Además, aspecto no despreciable, a través de los informes generados por las campañas, podemos obtener puntos de referencia en los competidores que muestran anuncios de productos que son iguales a los nuestros.

¿Qué se necesita para empezar en Google Shopping?

Antes de seguir adelante, resumamos lo básico. Para crear tu primera campaña de Google Shopping, necesitas:

  • un comercio electrónico, con productos disponibles para su compra directa
  • un feed de productos
  • una cuenta de Google Merchant Center
  • y luego, por supuesto, una cuenta de Google Ads totalmente configurada, donde puedes empezar a crear tu campaña.

No subestimes los tres primeros puntos, porque tienen mucha importancia.

Ahora que la mecánica de las campañas de Google Shopping empieza a resultarle más familiar, es importante entrar en detalles para entender qué hace que esta actividad sea efectiva.

  • Su comercio electrónico

    Para utilizar las campañas de Google Shopping, su sitio debe presentar productos que el usuario pueda comprar directamente desde su tienda online. No hay enlaces o servicios de afiliados. Además, su sitio debe ser accesible en cada uno de los idiomas para los cuales presenta su lista de productos (el feed de datos). Por supuesto, puede utilizar más de un idioma, pero éste debe coincidir con los productos presentados.

    En el sitio, debe presentar claramente su política de devolución y reembolso de los productos comprados. Estas referencias deben ser visibles y fáciles de consultar, explicando exactamente lo que se espera de los clientes, los casos en que se ofrece una devolución o reembolso y el plazo en que se hará una u otra. Por supuesto, Google no se ocupará de las devoluciones o reembolsos, que serán gestionados en su totalidad por su comercio electrónico. Por último, debe recopilar y gestionar los datos de los usuarios de forma segura, a través de la protección SSL de sus páginas de comercio electrónico, pasarela de pagos, etc.

  • El feed de productos

    Un product feed es un archivo que contiene todos los productos que ofrece su comercio electrónico, agrupados a través de diferentes atributos. A menudo el formato de este archivo es simplemente un formato .txt o .xml.

    Los métodos para conseguir este archivo son diferentes. Dependiendo del CMS utilizado en su sitio (Prestashop o Magento, por ejemplo) puede estar disponible un soporte oficial o un plugin especial.

    Si su comercio electrónico alberga una solución menos común o patentada, serán sus desarrolladores los que tendrán que preparar una solución adecuada y que cumpla con las especificaciones requeridas para el feed.

    No hace falta negarlo: este es probablemente, de todos los pasos, el que más desanima a los que se sienten incómodos con el código. Sin embargo, es bueno no improvisar, ya que es en la calidad de los datos en la que se basarán las campañas de shopping para enseñar nuestros productos en los anuncios. Un buen programador será capaz de superar este obstáculo sin problemas.

    Para simplificar este paso, Google también proporciona algunos ejemplos de feeds de productos en formato .txt y .xml, junto con una pequeña guía para utilizar Google Sheets para configurar los datos de los productos.

  • Google Merchant Center

    Como dijimos, el papel del Merchant Center es actuar como un enlace entre su sitio (identificado a través del feed de productos) y la plataforma de publicidad de Google Ads.

     

    Crear campañas de Google Shopping
    Por lo tanto, es importante configurar completamente la cuenta (afortunadamente hay guías más que completas y fáciles), subir el feed de productos y asegurarse, con el tiempo, de que todos los productos reconocidos por el Merchant Center son los que de verdad queremos mostrar y que su información es coherente con lo que se informa en el sitio.

    Una vez registrado, el Merchant Center requiere cierta información sobre su negocio, en particular la ubicación, el nombre y las opciones de pago del usuario (en su sitio, en Google, en su tienda local).

    Una vez completado el registro en la plataforma, te das cuenta de que esta herramienta en particular es definitivamente… mínima. Un sencillo menú a la izquierda te permite obtener una visión general de tu cuenta, ver productos u obtener consejos de crecimiento.

    El menú principal de Google Merchant Center

    En particular, la sección de «Productos» es la que proporciona la información más valiosa. Los productos activos (es decir, los productos que pueden ser utilizados por los anuncios), desaprobados, pendientes o que caducan se muestran aquí en forma de gráfico.
    Sin mencionar esto, nuestro objetivo es obtener el 100% de aprobación de los productos subidos al Merchant Center. Si no es así, y la plataforma detecta anomalías entre los datos proporcionados en el feed del producto y la página de destino de ese producto en el sitio, informaremos de los problemas relacionados con el feed o con toda la cuenta, solicitando una revisión y suspendiendo temporalmente los productos individuales.

    Siempre en la sección de productos, pasando esta vez a la subsección «Feed» podemos subir o actualizar nuestro feed de productos. Un pequeño recorrido guiado, en este caso, nos pedirá que introduzcamos el país de venta, el idioma y las referencias (la URL) al archivo que contiene la información del producto.

    Un aspecto importante a recordar: la plataforma hará un uso constante del feed para mantenerse alineada con su comercio electrónico. Por lo tanto, es vital que la alimentación del producto esté siempre disponible y actualizada.

Tu primera campaña de Google Shopping

Es hora de crear una campaña de compras en Google. Todo el trabajo que hemos hecho fuera de los anuncios de Google está dirigido a este momento. En la plataforma, el camino guiado para crear una campaña de este tipo no es muy diferente de lo que ya se puede ver para una campaña de búsqueda o de display.

Como siempre se nos ofrece la posibilidad de elegir un objetivo, en nuestro caso elegiremos las ventas, el lead o el tráfico – para que pueda acceder al tipo de campaña «Compras / Shopping».

Es en este punto, antes de dar un nombre a la campaña, se nos pide que indiquemos nuestra cuenta del Merchant Center y el país de venta de los productos. Estos dos ajustes ya no serán editables una vez que se cree la campaña.

Recordarás que cada producto subido al Merchant Center tiene un país de venta. La idea es que cuando se elige un país de venta para una campaña de compras, se le permite anunciar productos relacionados con el feed correcta.

Ahí es cuando también puedes elegir el subtipo de campaña, entre Compras Estándar y Compras Inteligentes. Hablaremos más tarde de las diferencias entre estos dos subtipos.

Crear campañas de Google Shopping

 

Por el momento es importante recordar esto: al elegir una campaña de Compras Estándar se obtiene un mayor control sobre los productos que se muestran y las opciones de segmentación que los ponen a disposición de los usuarios.

Ajustes de la campaña

A nivel de campaña encontramos, como ya en el caso de las campañas de búsqueda y visualización, la posibilidad de indicar un nombre (siempre modificable) y un objetivo (en caso de que no se haya elegido durante la fase de creación).

Una funcionalidad específica para las campañas de compras es el filtro de inventario. Verás, básicamente una campaña de este tipo muestra un producto si está presente en el feed. A veces, sin embargo, el feed puede contener productos que no son exactamente los ideales.

Así pues, podemos actuar a nivel de campaña, anunciando sólo aquellos productos que cumplan con requisitos específicos. Como puedes imaginar, utilizaremos los atributos del producto tal y como se indica en el pienso (categoría, marca, talla, etc.) para aplicar uno o más filtros.

Una vez más, bajo «productos locales» podemos permitir que la campaña promueva productos disponibles localmente si esta información está disponible en el Merchant Center. De lo contrario, la opción estará presente pero no podrá ser activada.

También a nivel de campaña podemos elegir una de las estrategias de puja automática o manual disponibles. Para una campaña de shopping tenemos dos estrategias automáticas (ROAS -Return on Advertising Spend- es la ganancia generada por una campaña publicitaria menos el costo de la publicidad) objetivo y maximizar los clics) y sólo una estrategia manual (CPC manual).

Para una campaña que ha logrado un número mínimo de conversiones recientes, ROAS Target es sin duda la opción más atractiva, mientras que Maximizar Clics o CPC Manual son dos alternativas que no consideran el retorno económico de la campaña, pero permiten por un lado – con Maximizar Clicks – un comienzo más suave para una campaña o una cuenta recién creada – y por otro lado – con CPC Manual – el control total de la oferta para cada producto o grupo de productos.

Una opción aparentemente sin importancia – e injustamente pasada por alto – es la prioridad de la campaña, indicada como «baja (por defecto)», «media» o «alta». Aclaremos una cosa: la prioridad de la campaña no tiene nada que ver con la eficiencia de la misma. No es una especie de «impulso» fácilmente activable. Ojalá lo fuera.

La prioridad de una campaña es, en cambio, muy útil ya que muchas campañas de compras que realizamos al mismo tiempo, anuncian los mismos productos.

Al definir una campaña con una prioridad «alta» – en comparación con otras de prioridad «media» o «baja» – pedimos a la plataforma que utilice la oferta de esta campaña para mostrar el anuncio en comparación con las otras.

Así es posible crear «capas de campañas» con diferentes prioridades para asignar el presupuesto extra o una estrategia de oferta diferente, en algunos conjuntos de productos particularmente atractivos o durante los períodos de promoción.

Una campaña de shopping estándar también puede entregarse simultáneamente a los socios de la red de búsqueda y en YouTube, Gmail y Discovery.

Son estas opciones las que pueden aumentar significativamente la cobertura de la campaña y deben considerarse junto con las opciones relacionadas con el presupuesto disponible y las impresiones obtenidas.

Por supuesto, para una campaña de compras, siempre hay que configurar la ubicación, la fecha de inicio y fin, la rotación de los anuncios, la exclusión de IP’s y las opciones de URL de la campaña, como en cualquier otra campaña en Google Ads.

La configuración del grupo de anuncios

Es a nivel de grupo de anuncios que empiezas a darte cuenta de lo que realmente significa hacer una campaña de compras en Google.

Como dijimos, este tipo de campaña muestra un anuncio de un producto si está presente en nuestro comercio electrónico y se informa en el Merchant Center. Así que tiene sentido que Google Ads proponga, en el grupo de anuncios, una entrada de «grupo de productos» que nos permita controlar qué productos pueden ser entregados/mostrados por ese grupo.

Además, en «productos» y «diagnósticos» podemos ver en detalle la lista de todos los productos que tenemos en nuestro feed. Los productos se notifican junto con la situación, lo que indica su corrección y disponibilidad para la campaña.

Los productos no disponibles en el sitio o no aprobados para otras violaciones reglamentarias pueden estar presentes en el feed, presentes en el grupo de productos gestionados por la campaña, pero no «listos para su publicación» por el Merchant Center.

Crear campañas de Google Shopping

Verás, aunque parezca más complejo de lo necesario, la peculiaridad de una campaña de compras es que dentro del grupo de anuncios -un concepto clásico en los anuncios de Google- hay un nivel adicional de precisión a gestionar, el de los productos con sus subdivisiones.

Finalmente, la campaña de shopping deja al usuario el control, si no de las palabras clave a coincidir, al menos de las palabras clave excluidas.

Por lo tanto, puede indicar, como ya es el caso de las campañas de búsqueda más «clásicas», términos para los cuales su campaña de compras no debe activar los anuncios. Me refiero a las marcas de la competencia, otras tiendas, características y funcionalidades que no están relacionadas con sus productos y que podrían hacer sus anuncios menos atractivos.

Puede observar los términos de búsqueda – lamentablemente no todos, sino sólo los utilizados por un número significativo de usuarios – en el informe «Términos de búsqueda». Es una valiosa fuente de inspiración, así como una forma de evitar la dispersión de la campaña.

Grupos de productos

En este punto probablemente te estés preguntando: «Bien, entiendo el papel de la campaña. Entendí el significado de los grupos de anuncios. Pero, ¿qué hago con los grupos de productos?»

Verás, con la creación de un nuevo grupo de anuncios, el grupo de productos gestionado dentro de él es simplemente… el que informa de todos los productos.

Es una elección sensata por parte de la plataforma, que da por sentado que en ese grupo y en esa campaña quieres entregar toda tu lista de productos sin pensar en nada más.

Y sin embargo, no siempre es lo ideal. ¿Un ejemplo?

Podrías tener un comercio electrónico en el nicho de «casa y jardín» y tu lista de precios podría estar compuesta tanto de barbacoas como de sombrillas de jardín. Sillas de terraza o cortadoras de césped. Un grupo único, para mover todos los productos no sería ideal porque daría la misma visibilidad (y asignaría la misma oferta, si se eligiera una estrategia CPC manual) a todos los productos de forma indiscriminada. Esta es la única y fundamental importancia de los grupos de productos. Permitir una subdivisión de toda la lista utilizando los valores definidos en el feed de productos.

Diseño web en Sevilla Crea tu pagina web en Sevilla

Puede elegir dividir su grupo de productos único por marca o tipo de producto, condición o incluso identificación de artículo individual.

La división en grupos de productos no crea un grupo de anuncios adicional. Se trata simplemente de un «refinamiento» de la visibilidad que tenemos de los productos de ese grupo, para luego decidir si se excluye o no una parte de él.

De hecho, una vez que el grupo de productos inicial, llamado «Todos los productos», ha sido subdividido, digamos por marca, podemos encontrar todas las marcas en nuestra lista de nuevo, excluyendo algunas de ellas que podemos considerar poco atractivas cuando se proponen en las compras.

Por último, la subdivisión del grupo de productos inicial permite detallar la métrica de la campaña, porque ya no tenemos una sola línea «Todos los productos», sino varias líneas para cada marca, informadas con sus impresiones, clics, costos, CPC promedio, conversiones y así sucesivamente.

No hace falta decirlo, la mitad del trabajo que se hace en una campaña de compras es a nivel de grupo de productos, deduciendo una tendencia del análisis de rendimiento del grupo, activando o desactivando un grupo o refinando aún más la subdivisión. El objetivo sigue siendo uno: hacer que la campaña sea extremadamente contextual para las búsquedas de los usuarios.

Los anuncios

Los anuncios disponibles para las campañas de compras, considerando todas las posibilidades disponibles, pueden resumirse en tres tipos:

  • Anuncios de compra de productos (los más comunes)
  • Anuncios de escaparates
  • Anuncios de productos disponibles localmente

Veamos qué tienen de especial,

Anuncios de Shopping de productos

 

Los anuncios de shopping de productos son los más comunes y probablemente los que se asocian más fácilmente con una campaña de compras. Contienen, como escribí al principio, una imagen, un título, un precio y el nombre de su comercio electrónico, junto con otra información útil para guiar el clic del usuario.

Google experimenta continuamente con el rendimiento de los anuncios de compra de productos, tanto de escritorio como de móviles, por lo que una vez más es importante disponer de datos limpios de los productos, como imágenes de alta calidad con fondo blanco, títulos enfocados y buena legibilidad.

Los anuncios de compra de productos se cobran según el conocido CPC, o Costo por Clic. Recibe el cargo (le cobran) cuando hacen clic en el anuncio.

Anuncios de escaparates o window shopping

Los anuncios de Window Shopping permiten agrupar diferentes productos para mostrarlos juntos, con el objetivo de presentar una selección frente a consultas un poco más genéricas (como «bicicleta de carretera»).

Cuando un usuario hace clic en un anuncio de escaparate, muestra los productos que se consideran relevantes para la búsqueda.

El costo de estos anuncios se calcula a través de CPE, o Cost per engagement. Se realiza un cargo cuando un usuario expande el anuncio, lo mantiene expandido durante al menos 10 segundos o hace clic en el anuncio (la primera acción entre las dos es la que desencadena el coste).

Los anuncios de Window Shopping sólo están disponibles en determinados países.

Anuncios de productos locales disponibles localmente

Los anuncios de productos disponibles localmente, como su nombre lo indica, muestran información sobre productos que el usuario puede comprar acudiendo personalmente a la tienda local más cercana.

Cuando el usuario hace clic en un anuncio de este tipo, es redirigido a una página, administrada por Google, llamada «tienda local». En esta página, los usuarios pueden conocer la información que necesitan para proceder a la compra, como la dirección de la tienda y los horarios de apertura.

Los anuncios de productos disponibles localmente sólo están disponibles en ciertos países y para anunciantes seleccionados.

Crear campañas de Google Shopping

Campañas de compras inteligentes

Mencionamos brevemente las campañas de compras «inteligentes». Estas difieren significativamente de las campañas estándar, simplificando significativamente la gestión empresarial, automatizando las ofertas e introduciendo una lógica de remarketing en la red de pantallas de Google.

Son a todos los efectos el aprendizaje de la máquina a pleno rendimiento. La plataforma recibe, como en una campaña de compras normal, el feed del producto y utiliza los activos definidos en ella (títulos, imágenes, etc.) para determinar qué oferta hacer, para qué anuncio creado automáticamente, en cuál de las muchas colocaciones disponibles, para lograr los resultados deseados.

Una campaña de compras inteligente requiere explícitamente la supervisión de las conversiones con valores específicos de la transacción (es decir, con una etiqueta de supervisión activa y verificada).

Además, precisamente porque entran en juego las tácticas de remarketing, la cuenta debe tener un segmento de audiencia con al menos 100 usuarios activos en ella. Puedes usar la etiqueta de anuncios de Google o conectar la plataforma a Google Analytics, recibiendo un segmento de audiencia de Google Analytics.

Por su naturaleza, este tipo particular de campaña establece la oferta para maximizar el valor de conversión dentro del presupuesto diario establecido. También puede establecer un valor ROAS objetivo que refleje sus expectativas.

A nivel de grupo de productos, sigue siendo posible elegir los productos que se entregarán a la campaña por marca, tipo de producto, etiqueta personalizada y otra información proporcionada en la alimentación del producto.

Un aspecto importante, que a menudo se olvida, es que una campaña de Google Shopping tiene prioridad (léase: se activa de forma preferente) sobre otras campañas de Shopping «estándar» que se mueven para los mismos productos y otras campañas de visualización de remarketing. Es bueno recordar esto, para evitar interferencias entre varias campañas.

Asimismo, es esencial que el segmento de recomercialización permanezca activo y constantemente poblado por nuevos usuarios. Al detectar un problema con el segmento de audiencia, la campaña puede limitar o suspender las impresiones.

 

Anuncios para campañas de compras inteligentes

A diferencia de los anuncios de las campañas estándar, los anuncios de las campañas de compras «inteligentes» se componen de activos, de manera muy similar a los anuncios que pueden adaptarse a la red de pantallas.

Los activos necesarios para los anuncios son:

  • Una imagen horizontal
  • Un pequeño texto
  • Un título corto, máximo 25 caracteres
  • Un título largo, máximo 90 caracteres
  • Un URL de destino
  • Un logo para su negocio (opcional, si ya está subido en el Merchant Center)

Google utilizará estos activos para los anuncios que se muestran en la red de display en el remarketing. Para los lugares donde utilizará anuncios de productos se moverá como ya lo hace para las campañas «estándar».

como vender online crear tienda ecommerceAlgunos análisis para una campaña de Google Shopping

¿Cómo se inicia una fase de análisis? Las campañas de compra, al menos las estándar, no difieren significativamente de una campaña de anuncios en lo que respecta al análisis de datos. Hablo de algunas métricas que probablemente ya conozca y que son valiosas incluso cuando su campaña muestra anuncios de productos.

En particular:

  • Las impresiones
  • La cuota de impresiones perdidas
  • Los clicks

Una campaña de compras puede responder rápidamente a (varios) miles de consultas cada día, cuanto mayor sea su lista de precios y los diferentes tipos de productos que alberga. Por lo tanto, es importante que la campaña se calibre correctamente y tenga las expectativas adecuadas en cuanto a las opciones de orientación y el presupuesto disponible.

Dicho de otra manera: si tienes una lista de precios de 5.000 productos no tiene mucho sentido crear una campaña en toda España, darle 10 euros al día y esperar conversiones en números decentes. Esta campaña probablemente estará tan atascada que mostrará un anuncio cada cien consultas atractivas.

Así que aquí es donde las cuotas de impresión son útiles de nuevo. El porcentaje de veces que se ha mostrado su anuncio en comparación con todas las consultas. Nuestro objetivo es convertir a venta, afrontémoslo. Sin embargo, la cuota de impresión puede aportar una cifra importante en comparación con la capacidad de la campaña para cubrir la demanda existente.

Asimismo, las cuotas de impresión se pierden, debido al presupuesto o a la clasificación ¿Cuántas de las impresiones pudo obtener por falta de presupuesto o mala calidad de los anuncios?

De nuevo, la cuota de clics, que es el número de clics (recibidos en la red de búsqueda) dividido por el número máximo de clics que podrías haber recibido. Una señal importante para entender si todavía hay algo que hacer en términos de ajustes de objetivos, presupuesto, estrategia de oferta y – especialmente para una campaña de compras – calidad de los datos de los productos.

¿Son estas todas las medidas que debería considerar para su campaña de shopping? No, no lo son. Son el punto de partida. Importantes métricas para entender sobre qué base vienen (o no vienen) las primeras conversiones.

como vender online crear tienda ecommerce

Certificación y pruebas de Google Ads en Google Shopping

En cuanto a los demás tipos de campañas, en la plataforma Google Skillshop está disponible la prueba para las campañas de Google Shopping, que permite acceder (si se completa junto con la de los principios básicos de la plataforma) a la certificación de Google Ads.

La certificación es valiosa, para las agencias y los profesionales que trabajan diariamente en Google Merchant Center y en Google Shopping, para demostrar las habilidades adquiridas.

La prueba abarca aspectos relacionados con la creación y gestión del Merchant Center, la creación y mejora del feed de productos, la creación de campañas de Google Shopping y la optimización de la oferta.

La prueba consiste en 63 preguntas de opción múltiple, que se deben completar en un máximo de 90 minutos y con un número de respuestas correctas del 80% o más. La prueba está disponible en varios idiomas, incluido el español, y en caso de fallo es repetible después de 24 horas.

Conclusiones:

La creación de campañas de Google Shopping puede ser intimidante, seguro. Sin embargo, cuando te acercas a ellas, descubres que cada engranaje de esta compleja máquina sirve para un propósito específico, permitiéndonos un control y una eficiencia inestimables para enseñar nuestros productos al siguiente cliente potencial. Así que ya solo queda empezar.


Por lo general, gestionar campañas de publicidad para un e-commerce o negocio online es un trabajo técnico y detallista que esta sometido a constantes cambios. En Consultoría Seo Sevilla podemos ayudarte a dar los pasos necesarios para que tengas éxito en Internet.


[]
1 Step 1
Solicite +Información
keyboard_arrow_leftPrevious
Nextkeyboard_arrow_right